Misterios

La Marina Real inglesa descubrió una base nazi oculta en la Antártida

La Marina Real descubrió una base nazi secreta escondida en las profundidades de la Antártida durante el apogeo de la Segunda Guerra Mundial. 

Hitler envió expediciones al helado continente para realizar estudios científicos que permitieran a Alemania convertirse en un país autosuficiente.

En 1938, bajo la tercera Expedición Antártica Alemana, un grupo de soldados nazis liderados por Alfred Ritscher fueron encargados de explorar la Antártida para encontrar una estación ballenera adecuada en un intento por aumentar la producción de grasa de Alemania.

El aceite de ballena era entonces una de las materias primas más importantes para la producción de margarina y jabón.

Sin embargo, un año después, la Marina Real Británica descubrió «escondites secretos nazis» dejados por la misión, según informes de prensa de la época.

La serie de YouTube «Los Verdaderos Secretos Ocultos en la Antártida», reveló que el Tercer Reich pudo haber estado tramando algo más que la búsqueda de aceite de ballena.

El documental de 2017 reveló: «Este informe de noticias de la época revela que ‘la captura de un escondite secreto nazi demuestra que se pueden construir valiosas bases navales en campos de hielo’.

El artículo decía: Allí, escondido en una parte no revelada del Cuadrante Antártico, una patrulla naval británica encontró recientemente una base naval nazi.

Es cierto que era de pequeñas dimensiones, pero suficientemente equipado para haber reparado incluso el Graf Spee.

El artículo se refería al famoso barco de guerra nazi que estaba atacando barcos comerciales británicos[en ese momento]».

En 1991, surgieron documentos previamente clasificados que arrojaron luz sobre la infame Operación Salto de Altura que mostraba que la Armada de los Estados Unidos también realizaba innumerables misiones a la Antártida.

Organizada por el Almirante Richard E. Byrd en la década de 1940, la operación utilizó más de 4.000 hombres, 13 barcos y 33 aviones y la razón pública fue investigar la Antártida.

Aquí, el equipo completó ejercicios en condiciones de prueba, llevó a cabo experimentos científicos y estableció bases aéreas.

Sin embargo, los teóricos de la conspiración han afirmado durante mucho tiempo que en realidad estaban buscando más bases nazis.

En febrero de 2018, un mapa térmico publicado por la compañía de rastreo GPS Strava provocó un frenesí entre los conspiradores sobre lo que parecía ser un número de edificios escondidos bajo la nieve.

Facebook Comments

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Desactiva el bloqueador de anuncios por favor, gracias.