Civilizaciones AntiguasMisterios

La Esfinge de Giza «puede haber tenido cara de león»

La Gran Esfinge de Giza de Egipto podría haber tenido originalmente la cara de un león, según un equipo británico que afirma haber resuelto uno de los acertijos más desconcertantes de la historia.

La Esfinge en Egipto podría haber tenido originalmente la cara de un león, se afirma, y podría ser mucho más antigua de lo que se pensaba, según sugieren investigaciones dirigidas por un geólogo británico.

Los egiptólogos han argumentado durante mucho tiempo que el monumento fuera de El Cairo, que tiene la cabeza de un faraón y el cuerpo de un león, fue construido poco después de la primera pirámide, hace unos 4.500 años.

Sin embargo, el geólogo inglés Colin Reader -quien tiene interés en el Antiguo Egipto y también es secretario de la Sociedad del Antiguo Egipto de Manchester- descubrió que la erosión por lluvia en el recinto de la Esfinge sugiere que fue construida muchos años antes.

Reader dijo: «Un palacio hundido en la meseta de Giza es una prueba más de que había actividad en la zona antes de la construcción de las pirámides. Su estilo implica que es más antiguo que las otras tumbas del lugar. La tumba habría sido adaptada y embellecida por los habitantes de la zona».

Los expertos en efectos visuales utilizaron los datos de la investigación para recrear el monumento, tal y como podría haber parecido en el documental «The Secrets of Egypt» de Channel Five 2008.

El documental revela que los investigadores descubrieron que el cuerpo y la cabeza de la Esfinge eran desproporcionados, lo que sugiere que originalmente no era un faraón.

El arquitecto histórico Dr. Jonathan Foyle, que trabajó con Reader en el proyecto, dijo: «La cabeza y el cuerpo estaban masivamente desproporcionados. La razón de esto podría ser que la Esfinge originalmente tenía una cabeza completamente diferente – la de un león.»

Según esta teoría, la «estatua fue luego tallada de nuevo para ser modelada a partir de Khufu».

Para los primeros egipcios el león era un símbolo de poder mucho más potente que el rostro humano.

Dado que el monumento ya tiene el cuerpo de un león, para los expertos tiene sentido que también tuviera originalmente la cara de un león.

Durante los primeros años de la historia de Egipto, los leones habitaban las zonas silvestres de Giza y sus alrededores.

La Gran Esfinge es considerada por la mayoría de los egiptólogos como la imagen del Rey Khafra.

Otros también creen que Djadefre, el hermano mayor de Khafra, construyó la Esfinge para honrar a su padre Khufu.

El geólogo Robert Schoch concluyó que la «Esfinge debe ser mucho más antigua de lo que actualmente se cree después de una investigación en los años noventa».

Schoch ha argumentado que la particular erosión encontrada en el cuerpo de la Esfinge y en la «zanja» circundante del monumento fue tallada, muestra características que sólo pueden ser causadas por una prolongada erosión hídrica.

Schoch afirma que la cantidad de erosión hídrica que ha experimentado la Esfinge indica una fecha de construcción no posterior al 6º milenio a.C. o 5º milenio a.C., al menos dos mil años antes de la fecha de construcción ampliamente aceptada y 1.500 años antes de la fecha aceptada para el comienzo de la civilización egipcia.

Reader concluye que la «Esfinge es sólo varios cientos de años más antigua que la fecha tradicionalmente aceptada que cree que la Esfinge es un producto del período Dinástico Temprano».

Debido a que estas conclusiones requieren un cambio de fecha de la Esfinge a un tiempo anterior a la construcción de grandes monumentos, esta teoría no ha sido aceptada por los principales egiptólogos.

Facebook Comments

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Desactiva el bloqueador de anuncios por favor, gracias.